Investigación

El aceite de oliva se puede considerar uno de los alimentos más representativos de la dieta mediterránea tradicional.